Camotillo

imagen de camotillo

El camotillo es un postre típico de Chincha, el cual está rodeado de mucha tradición, se dice que fue inventado en algún convento, durante la época virreinal. Actualmente, forma parte de la ámplia variedad de dulces que tenemos.

Hoy queremos enseñarte a preparar esta exquisitez, solo tienes que seguir al pie de la letra la receta que te presentamos a continuación. ¡Es muy fácil!

Contenidos()

    Receta de camotillo

    Peruana
    15 min
    10
    40 min
    125 kcal
    55 min

    Ingredientes

    • 1 kilo de camote amarillo maduros
    • 4 tazas de azúcar
    • ½ taza de leche evaporada
    • Harina c/n
    • 1 ramita de canela
    • Ralladura de cascara de limón al gusto
    • Ralladura de cascara de naranja al gusto
    • Grageas de colores al gusto

    Preparación

    1. Lo primero que debes hacer es poner a sancochar los camotes. Colócalos en una olla con abundante agua y déjalos cocinar hasta que estén blanditos. Una vez sancochados, retíralos del agua, déjalos enfriar y luego pélalos.
    2. Por otro lado, en una olla agrega el azúcar, la canela y las ralladuras de naranja y limón. Lleva al fuego y deja que el azúcar se disuelva, remueve cuidadosamente hasta que se forme un almíbar ligero (hasta obtener el punto hilo).
    3. Posteriormente, deposita los camotes en un recipiente grande y tritúralos con la ayuda de un tenedor o prensa papas. Allí mismo agrega la leche junto al almíbar que preparaste, mezcla todo muy bien hasta que veas el fondo de la olla.
    4. Ahora bien, con la pasta que obtuviste luego de haber procesado el camote, forma tiras delgadas con ayuda de las manos o de una manga repostera. Luego pásalas por harina y disponlas sobre una bandeja apta para hornos.
    5. Seguidamente, lleva a un horno precalentado a 180°C y déjalos allí por unos 15 minutos.
    6. Por último, retira los camotillos del horno y espolvorea las grageas por toda la superficie. Deja enfriar durante toda la noche y ¡Listo!

    Tips para hacer camotillo

    • Asegúrate de lavar muy bien los camotes antes de ponerlos a cocinar.
    • Para estar seguro del punto exacto del almíbar, puedes tomar una pequeña porción en una cuchara y si al levantarla y voltearla se forma un hilo, es porque ya está listo.
    • Un truco muy bueno que aplicaban nuestros ancestros es el de colocar los camotes al sol para que adquieran una tonalidad naranja más intensa, así los camotillos quedarán más vistosos.
    • La leche se puede sustituir por jugo de naranja si deseas darle un toque más fresco y cítrico.
    • También puedes darle forma circular a estos deliciosos camotillos

    Te puede interesar: Guargüeros

    5/5 (1 Review)

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir

    Este sitio utiliza cookies para optimizar el contenido y mejorar la experiencia de usuario, si sigues navegando aceptas su uso. Leer más